diciembre 16, 2013

2013, año de romperle ... el esquema a Lidia

" En toda especie, son los solitarios los que se atreven a experiencias nuevas"


A pesar de lo que puedan creer, por muchos años fui una persona solitaria, cuando decidí atreverme a una nueva experiencia es cuando más social me descubrí, hice muchos nuevos amigos y descubrí que tenia a mi alrededor varios que solo lo fueron en apariencia, derivado de esto desde el 2012 tomé varias decisiones que impactaron fuertemente lo que viví en el 2013.

Desapego: Soltar, dejar ir todo aquello que realmente no era importante para continuar avanzando, como los cardos, algunos a la primer sacudida se fueron, otros tuvimos que arrancarlos y lanzar lejos para que no se volvieran a pegar al alma, dejando espacio para que llegara lo bueno,principalmente tranquilidad y paz. 

Soltar la seguridad de un empleo dentro de una empresa, percibiendo un sueldo,prestaciones,muchas cosas, pero...el costo valía la pena? 
Casualmente en uno de "esos" días en que el conflicto interno es fuerte leí a uno de los hombres, que tuve el privilegio de conocer personalmente y desde entonces, es una inspiración para mi, Israel Gracía y publicó este texto : 



Llegó un punto en el que mi respuesta fue contundente, cuando la respuesta fue tan franca no hubo marcha atrás.

Muchos de ustedes habrán iniciado el año con todo un plan por delante, calendario en mano con metas en su trabajo, con la mejor actitud y propósitos en su primer día laboral del año, ¿saben como lo inicié yo?  el 2 de enero del 2013 a las 11 de la mañana y aprovechando una visita sorpresa de mi jefe después de los saludos obligados ... presenté mi renuncia, si , inicié el año renunciando a mi trabajo.



Pasando por una cara atónita y con varios gestos que denotaban diferentes actitudes, llegaron una serie de preguntas ¿Ya lo pensó? ¿Está segura? ¿Ahora que va a hacer? después escuché frases como "A su edad ya no es tan fácil conseguir un empleo, no se puede ir ¡me lo debe! , le "saca" a los retos, no le tenga miedo a las "patadas"....ahhh cualquier cantidad de cosas que más que otra cosa me confirmaron que estaba tomando una buena decisión.

Lo pensé muy bien, mi edad es un maravilloso tesoro que combina ahora experiencia y la capacidad de continuar aprendiendo, estar aún receptiva y abierta a los cambios y a evolucionar, a mis 44 años me siento plena y sin necesidad de demostrarle nada a nadie, no le debo nada a nadie pues todos mis compromisos profesionales fueron cubiertos cabalmente.


No es soberbia,no me mal interpreten, tampoco le debo mi permanencia en un trabajo a nadie, solo a mis resultados y desempeño,no he sido persona que tenga posición ni prestigio por deber el "favor" a alguien más,  mi vida entera han sido retos y cada día tengo uno nuevo por conquistar, los que me conocen saben que "pelear" es mi deporte favorito pero ... inteligentemente ; hasta para eso hay que tener talento, no importa lo que hagas, hazlo BIEN ! 

"Pelear" con alguien que tiene conocimientos, capacidad, experiencia, es un verdadero placer, es un sano intercambio de puntos de vista, perspectivas y enriquecimiento profesional, pelear con mentes cerradas es una pérdida de tiempo y aprendí que tener la capacidad de aceptar o no esas peleas es una señal de crecimiento, no se si de madurez, pero de crecimiento interno SI.

Tres meses  fueron negociados; en marzo hice entrega de una oficina apuñalada por todos los medios posibles, si bien mal herida y muy lastimada siguió y continúa de pié, trabajando profesionalmente al nivel de cualquier empresa; dos de mis tres colaboradores partieron antes que yo, integrándose a importantes empresas internacionales sin ningún problema,señal de que son personas de primer nivel con fuertes competencias y una metodología en el trabajo que les permitió colocarse entre los mejores.

No hay plazo que no se cumpla y el día llegó, salí por esa puerta con la cabeza muy en alto y con una gran sonrisa, satisfecha y orgullosa por mi trabajo, sin mirar atrás pues aún hay muchas cosas por delante.



Celebrar que después de 26 años trabajando en el medio turístico cerraba un ciclo para abrir uno nuevo desde otra perspectiva, dando prioridad a mi tiempo, a mi espacio, a mi persona y a mi familia, mi ADN está hecho de Turismo, de México, de su gastronomía, su cultura,  de servicio ! por lo que no puedo hacer otra cosa que continuar apoyando, difundiendo y compartir las experiencias obtenidas, aportar y agradecer a quienes siguen confiando en mi, a quienes me conocen a través de estos años y los que ahora me encuentran en este mundo digital, si, tengo un nombre y una reputación en el medio por mi trayectoria laboral y la que ahora estoy construyendo es este nuevo andar.

Desde el congreso de Marketeros Nocturnos del 2012 escuché varias cosas que me inspiraron y motivaron para replantear mis objetivos y metas, si bien todas ellas estaban enfocadas al ámbito del mercadeo, muchas se trasladaron a mi escencia y a crear por que creo en mi marca, desde mucho antes ya se estaba gestando Lidia Nava Turismo pero ahora comenzaba a tomar forma.

Este Tatuaje me lo hice en el 2010 pero la imagen ya existía desde los 90's

En el 2013 se ha materializado e iniciando un camino que se no es fácil, se requiere de aprendizaje, tesón, mucho trabajo, paciencia - una de las virtudes de las cuales me tocó una mínima parte, pero...lo que no tengo de paciente lo tengo de necia así que - yo tranquila, no voy compitiendo con nadie, mis metas no son las mismas que la de otros, mis éxitos no están marcados por una cifra, cualquiera que esta sea, elijo disfrutar el viaje, se a donde voy, mi puerto no se irá a ningún lado, no tiene fecha de caducidad.


Lo que ahora algunos o muchos están apenas descubriendo y mirando, para mi ya fue la vida misma, aquella que me permitió darle grandes satisfacciones a mis padres; caray ellos conocieron hoteles a una semana de inaugurados o mucho antes que yo! donde mis compañeros de trabajo los trataron como reyes y siempre regresaron con una gran sonrisa en la cara; una vida que me dio una familia y un hogar para ella, en compañía de mi esposo, esa vida que me privó de muchas fiestas y reuniones familiares, cumpleaños,días festivos, días de las madres trabajando, navidades y años nuevos rodeada de esa, mi otra familia, mis compañeros de trabajo con quienes pasé más tiempo que con mis hijas, quienes me abrazaron y secaron mis lágrimas cuando no pude asistir al funeral de algún familiar por que había que trabajar, pero saben que?  si tuviera que hacerlo nuevamente no lo dudaría y lo volvería a hacer.

Si bien mi carrera es turismo, he descubierto un gusto especial dada mi colaboración con los equipos de marketing y ventas de las empresas con las que trabajé lo que me ha provocado un aprendizaje por diversión y curiosidad, lo que si fue un gran  descubrimiento y completamente impensable para mi ha sido estar colaborando en un programa De Radio, si alguien me lo hubiera dicho, simplemente no lo creería, gracias a Jorge Pavón y el voto de confianza para ser parte de un proyecto como Digital Code Mx, igualmente el escribir para una revista abordando temas de turismo en Sentido de Mujer.com me ha dejado también una enorme satisfacción, gracias Patricia Behisa por darme la oportunidad de compartir. 

Este año ciertamente también tuvo sus notas tristes, creo la más de todas fue la muerte de mi abuelo, ejemplo para mi en muchos sentidos, de carácter fuerte, pero sobre todo coherente, disciplinado y firme. 



Una muy extraña mezcla de sentimientos en su funeral, tristeza y orgullo, ver que le rindieran honores militares es algo indescriptible, mirar su féretro cubierto con la bandera de México, jóvenes que saben de él y su pasar en este mundo por los testimoniales históricos que marcaron su paso por el Escuadrón 201 en la II Guerra Mundial los hace mirar con curiosidad todo lo que pasa y rendir ese honor aunque solo sepan que se llamó en vida Sargento 2°do Armero Ramón García Vega. El mayor de sus hijos lee una carta de condolencias enviada por la Fuerza Aérea Mexicana, sus hijos entre ellos mi madre reciben en esa misma mezcla de sentimientos el pésame por que murió una parte de la historia de México.
Ahora tenemos...tengo la responsabilidad y honor de preservar su legado y compartir su historia para que el inclemente paso del tiempo no se lo lleve y desaparezca, es por eso que en el 2014 podrán leer un blog que haré en su honor, Viajando por Orgullo será el sitio en donde compartiré con ustedes esos viajes con motivo de homenajes, celebraciones y demás eventos relacionados con el Escuadrón 201 y la historia de mi abuelo, parte de la historia de sus compañeros y esa historia que en las escuelas tristemente apenas si se cuenta.




Las alegrías fueron muchas y las experiencias agradables que marcaron este año, sonrisas inevitables al poder disfrutar y vivir la Travesía Sagrada Maya gracias a la invitación de Experiencias Xcaret, un viaje no solo físico, también emocional, que reconfortó mi espíritu me permitió vivir una experiencia enriquecedora con todo el sincretismo de esta ceremonia en donde celebras la vida, ofreces un sacrificio y vences tus miedos, te enfrentas a ti mismo y avanzas, logras un objetivo, llegas a tu meta, así sin competir contra nadie, es la naturaleza, el espacio, la mente ... y tu.





Y así como tuve esta magnífica experiencia tuve la fortuna de otros viajes, Cozumel, Puebla, Tepoztlán , Playa del Carmen, Campeche, disfrutar mi ciudad, caótica pero hermosa.




Visité zonas arqueológicas, cenotes, haciendas, iglesias, museos, restaurantes oh si, mi estómago y mi peso pueden dar fe de lo delicioso que fue este año entre tanta delicia que he probado.

Llegaron a la familia pruebas de fortaleza y cordura, durante la emergencia del pasado septiembre por "Manuel" y su devastador paso por Acapulco mientras mi hija se encontraba en compañía de varios amigos por allá y se quedó junto con miles de turistas atrapados en un albergue, afortunadamente esa lección de vida la podemos contar sin mayor contratiempo.

Siempre es un bálsamo para el alma el reencuentro con los amigos, compañeros que tenía 25 años de no ver, egresados de la carrera que nos reunimos en una muy amena cena riendo y recordando

Desvirtualizando arrobas en diversos eventos y abrazando a esos amigos que a pesar de la distancia la magnífica oportunidad que nos da la tecnología podemos charlar como si nos hubiéramos ido a desayunar un día antes.



Y por si fuera poco me rompieron...el esquema, completamente quedé a merced de mis miedos y la frontera entre mi mente y lo que podía hacer, para cerrar con broche de oro me adentré a un cenote subterráneo, teniendo que sumergirme por segundos - que me parecieron eternos - enfrentando mis traumas (a los 10 años casi muero ahogada) así que el hacerlo fue un paso importante para mi.



Si, sin duda alguna 2013 fue el año en que había que romperle el esquema a Lidia y lo hice, no puede haber resultados diferentes haciendo lo mismo y llegó la hora de sembrar y cosechar otras cosas.

A todos ustedes que me hicieron el honor de acompañarme en este año les deseo una muy feliz navidad y el mejor de los años en el 2014.










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por compartir tus impresiones y comentarios sobre esta publicación!